Call us now: (+34) 966 801 850
  • Español
  • English
  • Valencià

La Ruta de la Trufa Negra

La Ruta de la Trufa Negra

Esta semana os proponemos una ruta de pueblos tranquilos, castillos, fortalezas, gastronomía, naturaleza y sobre todo paisajes inigualables. 

La Trufa Negra es una de las variedades más valiosas de este hongo, a la que se le han atribuido propiedades afrodisiacas e incluso medicinales. 

Estas perlas negras aderezan platos de la alta cocina mundial y son una seña de la gastronomía de esta zona. Su recolecta tiene lugar entre mediados de noviembre y mediados de marzo, por lo que el invierno es la mejor época para realizar esta ruta.

Podemos comenzarla en Calamocha, pueblo conocido por sus embutidos donde además se encuentran obras arquitectónicas de gran valor, como su iglesia gótica y un puente romano datado en el S.I.

Continuamos por Montreal del Campo, localidad famosa por su producción de azafrán, que cuenta con un peculiar museo dedicado a este condimento. Si continuamos hacia el sur la siguiente parada sería en Cella, localidad donde nace del río Jiloca. Su principal monumento es la fuente de Cella, considerado el mayor pozo artesano de Europa. También cabe destacar de este pueblo su iglesia y las ruinas de su castillo, datadas en el medievo.

Si rodeamos la ciudad e Teruel, nos encontraremos con Graus, pueblo donde se asienta el mercado trufero más importante de España, el cual compite con el de Mora de Rubielos. Graus está catalogado como conjunto histórico - artístico desde 1975.

Mora de Rubielos es un pueblo amurallado con tres puertas de acceso. Aquí se encuentran dos importantes yacimientos arqueológicos. En el caso antiguo, de carácter medieval, encontramos el castillo de los Fernández de Heredia, fortaleza del S. XV, diversas ermitas y obras de arquitectura civil.

No podemos hablar de la trufa negra sin mencionar la localidad de Morella. Morella está coronada por un robusto castillo y rodeada de una muralla de 1500 metros del siglo XIV. 

Cuenta con seis puertas y catorce torres. En este pueblo encontraremos además un museo dedicado a los dinosaurios con fósiles del último periodo de la era Mesozoica. 

Restaurantes, bares de tapas, pastelerías y una arquitectura sin igual (visible en el Ayuntamiento, la basílica, la lonja, la cárcel...) también hacen de Morella un pueblo único. Entre enero y marzo se celebran las Jornadas de la Trufa de Morella, todo un referente del turismo gastronómico, donde se potencia la cocina del "diamante negro". 

Estan son sólo algunas localidades que se pueden visitar en la Ruta de la Trufa Negra. Como hemos mencionado anteriomente, el invierno es la mejor época para conocer esta zona, así que solicita presupuesto y ¡no dejes de descubrirla!

Y recuerda que gracias a nuestra empresa hermana Beniconnect podemos buscaros también el mejor alojamiento para vuestra escapada.

¡Aprovecha nuestra oferta especial de invierno!

 

Añadir nuevo comentario